Mi ignorancia de la arquitectura

No es que sea un insulto, pero cada vez me siento con mayor ingnorancia de la arquitectura ya que cada vez mi empeño es más insistente en tratar de incluir algún detalle que deje huella.

Es casualidad, que cada vez más son los clientes que llegan con ideas muy avanzadas de lo que quieren y en otros casos hasta con el plano dibujado con una aplicación gratuita de una web de diseño (no daré más ideas). Sin embargo, tratar de mostrar ideas con un grado de entusiasmo elevado y con una exclamación «que guay«, me hace pensar que voy por el buen camino y que, con suerte, será otra espinita que me pueda quitar antes de ahogarme en mi desesperación y tratar de subir otro escaloncito en el curriculum de obra construida, que al fin y al cabo, es lo que vale.

Residencia Charles Wetzheimer. Frank Lloyd Wright
Residencia Charles Wetzheimer. Frank Lloyd Wright

Las conjeturas o hablar de espacios, volumenes, materiales, luz, color, acondicionamiento térmico,… se van traduciendo con las imágenes conforme el modelo BIM en la pantalla de 2 x 3 metros instalada en la biblioteca del estudio es seccionada, girada,… al fin al cabo, destrozada por cualquier rincón para convencer al cliente de que apueste por «otra cosa» que para él es distinta. Los comentarios en la mayoría de los casos son desafortunados y siempre recuerdo aquellas correcciones con el Catedrático en 5º curso. Su voz era pausada y siempre discreta, pero sentenciadora. Siempre había que volver a modificar (ha sido siempre buen ejercicio), esto no ha cambiado, igual que ahora. Las correcciones duraban lo que tienen que durar para que se impregnara, de cualquier manera, algo y mi ignorancia de la arquitectura se fuera desvaneciendo: los ejemplos de Aalto, LeCorbusier, Mies, H. Scharoun, Rietveld,… siempre estaban ahí, con ilusión, entusiasmo, dibujillos en la última esquina…

Casa Winslow. Frank Lloyd Wright.
Casa Winslow. Frank Lloyd Wright.

Las correcciones, ahora, llegan a ser fáciles, divertidas y hasta implicadoras en la vida familiar. La psicología juega un gran papel. Los dibujos de Wright son de gran inspiración, son grandes tratados de arquitectura, y es en esos momentos en los que recuerdo sus escritos para tratar de que el cliente entienda que la arquitectura es un arte; que los arquitectos nos esforzamos continuamente para simplificar; nuestra misión es ser sumamente considerado para que la comodidad y la utilidad puedan ir de la mano de la belleza, porque si no, el gusto arquitectónico es cuestión de ignorancia.

Casa de la Cascada. Frank Lloyd Wright.
Residencia Kaufmann o Casa de la Cascada. Frank Lloyd Wright.

La profesión se transforma, del mismo modo que se transforma la sociedad, con valores por caminos impropios de la profesión más importante de la sociedad. La arquitectura es la vida, la vida misma tomando forma tal como fue vivida en el mundo de ayer; tal como se vive hoy en día o se vivirá.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.